Hoy justo hace un año, publicamos en este blog una entrada sobre el restaurante donostiarra La Raviolina (La cucina della Nona) que nos había dado buena impresión.
Recientemente volvimos, invitadas por su propietaria, Laura, y la verdad es que nuestra opinión ha mejorado aún más. Han realizado algunos cambios en la carta, en lo que destaca principalmente la inclusión de Pizzas Gourmet. Es decir, además de las pizzas más habituales (barbacoa, carbonara, 4 quesos, etc), tienen 8 pizzas nuevas con sabores diferentes y originales. Como, por ejemplo, la de pistachos y salchichas, nuez y calabaza, hongos y huevo de corral. Una buena excusa para los amantes de la pizza  para probar cosas diferentes.

carta de pizzas



En cuanto al menú, que fue lo que probamos, incluye platos de la zona, como el taco de bacalao a la donostiarra, otros muy populares, como la paella de marisco (no olvidemos que el local está en plena Calle Puerto de Donosti, y se llena de turistas) y otros italianos: raviolis, lasaña, canelones, etc. Nos gusta la idea de que en el propio menú puedas elegir como segundo plato una pizza clásica. Pero, ¡Cuidado! será difícil que puedas acabarla tú sólo.

Menú Fusión



Pizza trentina. Muy sabrosa. 

En el menú también entra vino de la casa, vino Lambrusco (nosotros probamos el blanco, muy bueno) y refrescos, cerveza y agua, y el pan.

La comida está muy bien preparada, las raciones son grandes.

Berenjena rellena de verduritas gratinadas a la parmegiana.

Raviolis rellenos de espinacas con salsa de quesos y nueces. 

Lasagna de verduras al horno.

Los postres son también muy buenos. Además de helado, tienen tiramisú, que te sirven en copa, tarta de queso, tarta de chocolate, tarta de manzana. Todo eso en el menú. Pero es que La Raviolina no sólo funciona como restaurante. En la entrada tienen una barra en la que venden porciones de estos postres y otros varios, como muffins, croissants, bizcochos, gofres, smoothies (hechos con zumo natural o leche), etc. Y por supuesto, helados en tarrina o cucurucho para llevar. 


tarta de chocolate

tiramisú (con café Nespresso)



Todo esto sin que interfiera en la buena labor del restaurante, porque la verdad es que la atención en el servicio es estupenda. 
La decoración también es muy adecuada, ya que se aleja de los típicos restaurantes italianos a los que estamos acostumbrados. Aquí todo es en blanco y negro, con fotos de actores y actrices comiendo pasta, como ya comentamos en nuestro anterior blog sobre La Raviolina. 





En definitiva, un sitio más que recomendable para ir a comer a cenar, su ubicación es inmejorable y el local es grande por lo que es recomendable también para grupos.

Vamos con las notas:

Comida: 8
Decoración: 8
Servicio: 9
Calidad/Precio: 8,5








0 comentarios :

Publicar un comentario